Entrades

S'estan mostrant les entrades d'aquesta data: juliol, 2010

Un día para recordar

Imatge
Hola,

Hoy es un día feliz, un día para recordar, un día para sentirnos orgullosos, un día que se mantendrá en el calendario como un hito, un día que nos acerca a lo que cualquier ser humano ha de ser, un día, en definitiva, de aplauso masivo, reverencia y, nunca mejor dicho, vuelta al ruedo.

Hoy es el día en que en Catalunya se ha tomado la decisión de prohibir la tortura y asesinato público de los toros bravos.

Noticia en la Vanguardia de hoy.

Aunque parezca mentira, la decisión no se ha tomado por mayoría absoluta, lo que indica el grado de degradación al que se puede llegar una persona, pero por lo menos se ha tomado por mayoría.

Hay quien ha intentado disfrazar un hecho repugnante y repulsivo como símbolo identitario, como defensa patria de valores impresentables, gente que ha visto más allá y que se han sentido atacados por ideas políticas, pertenencias patrióticas, y otras historias, pero que sin embargo son incapaces de ver más acá, de ver la sangre de verdad y el sufrimiento extrem…

Se complica el futuro de escritor

Hola a todos,

En el mismo día que desde la agencia me han comunicado que es mejor dejar mi segunda novela en el cajón por un tiempo, a ver si vuelven las vacas gordas..., mi nuevo editor ha dictado sentencia sobre la escritura de su padre en la tercera novela.

Por lo menos ya hemos encontrado un sentido a mi literatura.



Saludos a todos,

Ja som pares

Imatge
Hola,

Después de una espera larga en muchos casos, pesada y descorazonadora en otros tantos, pero siempre ilusionados sabedores de la recompensa final, por fin el momento ha llegado y hemos sido regalados con un niño precioso.

Su nombre es Marçal, y sus apellidos pronto serán los nuestros.

Lo cierto es que la adaptación mutua está siendo un poco complicada, pero como él no tiene más remedio que adaptarse, y nosotros nos sentimos con las fuerzas y las ganas para hacerlo, estamos seguros que en pocos días el Sr. Marçal se habrá hecho con su nueva vida.

Otra cosa somos Luz y yo, que estamos destrozados después de dos días de cargar un niño de doce kilos de peso, con una sonrisa y unos ojos hermosos, pero que pesa como si cargáramos una bombona de butano continuamente en brazos.

Sin embargo nuestra felicidad es enorme y eso lo puede todo.

No me extenderé mucho hoy porque don Marçal nos avisa, a grito pelado, que vuelve a estar hambriento, así que la noticia que quería compartir es la presentaci…